Ventajas de cada tipo de seguro de moto

Sacar un seguro para nuestra moto es una decisión a meditar, y que dependerá de diversos factores a tener en cuenta.

No es la misma situación la de alguien que usa la moto sólo para desplazamientos puntuales por ciudad y alguna escapada ocasional, y que guarda la moto en un garaje, que la de alguien que deja la moto en la calle, y utiliza a diario la moto, incluyendo viajes regulares los fines de semana.

Por eso es importante sentarse y analizar las distintas opciones que podemos contratar. Tomemos como ejemplo AXA seguros, su web con una tabla comparativa muy intuitiva y sencilla de leer.

La primera opción es el seguro básico, al que nos obliga la ley y que necesitaremos sí o sí será el seguro a terceros. Cubre la responsabilidad civil y los accidentes del conductor, como elementos principales. Es la opción más económica, y la más apropiada para ciclomotores de baja cilindrada que no vayan a salir del entorno urbano.

Este seguro básico cuenta con muchas otras opciones atractivas: seguros para la indumentaria (casco, ropa…), asesoría jurídica y defensa de multas de tráfico, e incluso nos aseguran lesiones viajando como acompañante en otra moto. Es importante informarse de toda la cobertura que tiene nuestro seguro.

Si solemos salir a carretera con la moto, de escapada de fin de semana, o en vacaciones, entonces nos saldrá a cuenta hacerlo más seguros, y ampliar este seguro básico con la posibilidad de contar con asistencia en carretera. De este modo un imprevisto no arruinará el viaje.

El tercer tipo de seguro es el seguro a terceros ampliado. Aquí contamos ya con seguro para robos e incendios, rotura de faros… será una opción que a la larga nos ahorrará dinero si la moto va a pasar noches en la calle, ya sea en nuestra ciudad o viajando. Como decíamos antes, hay que echar un vistazo a las coberturas extra que lo hacen más atractivo, porque pueden decantar la balanza a la hora de elegir: cobertura por pinchazos o inmovilización de moto, valor a nuevo…

Y por supuesto, tenemos el seguro a todo riesgo. Si vives sobre la moto seguro que es tu opción. Incluye todo lo anteriormente mencionado, por supuesto, y también los daños propios que nosotros podamos provocar a la motocicleta por un descuido.

Pero no sólo depende del tipo de seguro. Nuestra decisión puede verse afectada por nuestras propias circunstancias, ya que el hecho de que seamos novatos o veteranos con el carnet hará que el precio varíe, así como la moto a asegurar (en ese sentido, encontramos bastante económicos los precios del ejemplo).

En cualquier caso, como veis la flexibilidad nos permite escoger el seguro que más se ajusta a lo que queremos. Además en este caso, como en algún otro también, podemos contratar el seguro online y así, no movernos de casa.